viernes, 15 de abril de 2011

Cor lluminós



Es tarde y me apena no verte

Mas aún siento tu presencia aguardando en el espejo
y todavía diviso tu sombra escurrirse hacia la alcoba.

Aún aspiro tu perfume imaginado sobre mi almohada
y creo escuchar tu voz en mis sueños susurrando mi nombre

Sé que tengo algo tuyo aquí conmigo
que independiente de ti viene a mi cuando te pienso.

o cuando trazo tu nombre entre renglones
o cuando el índice esboza tu rostro...en el espacio.

Yo creo verte en cada estrella que alumbra mi ventana
y así como infinito es el cielo.

Infinito es lo que mi piel encubre
y lo que el corazón reclama...
e infinito es esto que siento por ti.

Y para mi anochece y para ti el sol de nuevo nace
y entre dos mundos tan disimiles, tan distantes.

Cada quien va construyendo sus propios castillos
ambos de distinto material y base.

Mas nuestros pensamientos intentan acortar distancias
diluyendo fronteras con esperanzas azules.

Intercambiando manuscritos entre dos almas
telegrafiando versos que lleguen directos al corazón.





No hay comentarios:

Publicar un comentario